cabecera blog chiruca

Miércoles, 09 Septiembre 2015 10:06

Cómo prevenir las lesiones mas habituales del senderista

Escrito por Chiruca

Llevas tiempo preparando una ruta o incluso el Camino de Santiago y puedes llegar a temer una lesión inoportuna que te haga abandonar ese plan que tanto tiempo te ha llevado.

 

Hoy os vamos a dar algunas recomendaciones para las lesiones más comunes en estos casos y cómo prevenirlas.

 

En primer lugar sé consciente de que vas a llevar peso en la espalda y que vas a andar varias horas y el cuerpo puede que no esté acostumbrado a ello. Por lo tanto, tenemos que estar alerta a cualquier síntoma en el cuerpo que no sea habitual o molestia.

 

Ampollas

Las ampollas no son lesión como tal, pero sí una molestia muy incómoda y evitable. Hay que tener en cuenta que los pies son nuestro neumático en los caminos y senderos y si nos salen ampollas nos veremos muy mermados en el resto del trayecto, sobre todo, si es para varios días. Por lo tanto:

  • No estrenes las botas ese día, dale un uso previo.

  • Unta tu talón con Nivea o vaselina.

  • Usa calzado adecuado, así como, calcetines transpirables.

  • Intenta mantener siempre lo pies secos.

 

Tendiditis

Se trata de la inflamación del tendón, debido a una sobrecarga de una zona específica o un esfuerzo repetitivo. Es un problema común en gente que no está habituada a grandes esfuerzos y repentinamente se pone en marcha.
Cómo evitarla:

  • Prepararse antes de hacer la ruta, no ser sedentario.

  • Calienta articulaciones y estira músculos antes de comenzar.

  • Haz un esfuerzo gradual, no empieces demasiado fuerte, ve incrementando el ritmo.

  • Buena hidratación.

 

Esguinces

No son tan frecuentes como las ampollas o la tendinitis, pero es muy común. Se trata de la elongación o rotura de los ligamentos. El esguince más normal es el de tobillo y viene de una torcedura del mismo. Suelen llegar debido sobre todo a los terrenos inestables y bajadas. Cómo adelantarnos a ellos:

  • Calzado ajustado, el pie debe ir en todo momento bien sujeto.

  • El uso de bastones para sujetar y tener mayor equilibrio en el cuerpo.

  • Mira dónde pisas.

 

 

Lesión de rodilla

Es de las menos comunes, pero el continuo movimiento de una articulación además del peso que llevas a la espalda, puede hacer que salga a la luz en el momento más inoportuno.
Se pueden prevenir con:

  • Calentamiento y estiramiento.

  • Llevar el peso adecuado, saber tus limitaciones.

  • Al igual que con el esguince, utiliza bastones para dar mayor equilibrio al cuerpo.

 

Seguro que conocéis algún remedio casero para prevenir este tipo de lesiones, ¿nos lo contáis?

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Contacto

©2019 Calzados Fal | CHIRUCA. Todos los derechos reservados